Los bebés alimentados con leche materna no necesitan agua

Tagged Under : , , , ,

El DesteteSabías que no es necesario darle agua a un bebé que sólo toma leche materna. La leche materna está compuesta por 87 por ciento agua y 13 por ciento sólido. Entonces, ¿Para qué más agua?

No agua en los primeros días de nacido: Inclusive en los primeros días de nacido cuando a la madre solo le sale el colostrum el bebé no necesita tomar agua. Con tomar colostrum se mantendrá completamente hidratado (esto por supuesto asumiendo que el bebé está comiendo correctamente)

No agua para bebes
No agua hasta los seis meses: a los bebés que sólo toman leche materna se les comienza a dar agua una vez que comiencen con las comidas sólidas o un poco antes para que se acostumbren y aprendan a tomarla. Unas dos semanas antes de que planees comenzar con los sólidos (por lo general alrededor de los seis meses) puedes empezar a ofrecerle a tu bebé un pequeño vasito con tapa con pedacitos de hielo (no agua con hielo) para que no les salga mucho líquido y se atore cuando chupe. La idea de los hielitos es que se vayan derritiendo poco a poco y les salga agua de a poquito. Además, les divierte el sonido de los hielos en el vaso cuando lo mueven. Esta es una forma en la que aprenden a tomar con vaso de una vez (sin pasar por tetero o biberón) y desde bien pequeños.

No agua para bebes 3
No agua aunque haya mucho calor: aunque haya mucho calor y pienses que tu bebé esta sediento y acalorado es suficiente con que le des leche materna. No tienes que darle agua y mucho menos jugos u otras bebidas refrescantes. Si hace mucho calor dale leche materna con más frecuencia. Una gran cantidad de estudios han determinado que los bebés alimentados exclusivamente con leche materna no necesitan agua. Los estudios se han hecho en sitios muy calientes y húmedos y calientes y secos.

El destete: mientras más gradual mucho mejor

Tagged Under : , , , , ,

Lactancia - Destete

Lactancia - Destete

Dejar de amamantar de forma natural comienza en torno a los 6 meses


El destete es una parte importante de la experiencia de lactar;  mientras más gradual lo hagas será más fácil para ti y para tú bebé. Lo primero es entender que cuando ya se quiere lograr el destete, el pecho se usa única y exclusivamente para dar de comer. Ya no debes usarlo como una herramienta para calmar a tu bebé, para dormirlo o arrullarlo y mucho menos para calmarlo en las madrugadas.

El destete natural empieza en el momento que comienzas a introducir los alimentos sólidos, que es más o menos a los seis meses. Cuando empiezas a darle comida a tu bebé inmediatamente comienza a tomar menos leche materna.


Una vez que comiences a introducir las comidas sólidas empiezas también a reducir el número de amamantadas durante el día. Debes quitar máximo una toma de leche materna al día cada semana. Es decir, si estás amamantando 6 veces al día a tu hijo, la semana siguiente disminuye las tomas a cinco veces al día y la semana siguiente a cuatro tomas al día y así consecutivamente.

Una vez introduzcas la primera comida sólida, por lo general el almuerzo, y el bebé coma lo suficiente para no querer tomar leche después de la comida, ya puedes quitar esa toma. Luego lo puedes hacer con el desayuno y finalmente con la cena.



El destete

El destete

Las tomas de la noche y de la mañana: ¿cómo quitarlas?

Generalmente las amamantadas más difíciles de quitar son la última de la noche y la de temprano en la mañana. La de la mañana la puedes eliminar ofreciéndole el desayuno apenas se despierte (aún cuando sea muy temprano) por unos días hasta que tu bebé se dé cuenta que no quiere pararse tan temprano a que lo sienten en una silla y le den comida con cuchara. Acuérdate que muchas veces más que la leche lo que busca es que lo acurruquen y lo calmen.

La toma de la noche la puedes eliminar sustituyendo la rutina del pecho por cualquier otra. Puede ser hacerle cariños por un rato, sobarle la espalda, la cabeza o cualquier otra parte del cuerpo que le guste, rezarle, cantarle, leerle o simplemente hablarle suavemente mientras lo cargas en tus brazos y cuando esté adormecido pero no dormido ponerlo en la cuna.

Evita el destete repentino

Trata de evitar a toda costa un destete repentino, tú y tu bebé sufrirán mucho más. Si paras de lactar repentinamente podrías desarrollar una infección en tus pechos al cerrarse los ductos por la acumulación de leche. Además, los niveles de hormonas caen abruptamente y puedes más fácilmente entrar en un estado depresivo.

En cuanto al bebé, si paras de amamantarlo de una manera repentina puedes causarle traumas emocionales. Recuerda que el pecho no es sólo la fuente de alimentación del bebé sino su gran nexo afectivo y de seguridad.

No utilices el saca-leche o tira-leche cuando quieras empezar a hacer el destete porque de esta forma tu cuerpo estará produciendo aún más leche.

Suscríbete a Blog Para Mamas (RSS | E-mail) y recibirás los artículos tan pronto sean publicados.  Gracias y que pases una feliz semana.


Si tienes suficiente leche materna

Tagged Under : , , , , ,


Suficiente leche

No dejes que tu mamá, tu abuelita o tu suegra te vuelvan loca y te atormente diciéndote que quizá no tienes leche suficiente, que parece que el bebé se queda con hambre y por eso llora, o que por eso se mete las manos en la boca todo el día.

Primero: todos los bebés lloran y no necesariamente es por hambre. Segundo: todos los bebés se meten las manos en la boca, eso forma parte de su aprendizaje.

A menos que tengas un problema médico real, casi todas las mujeres producimos leche suficiente para alimentar a nuestros bebés. Eso sí, hay que tener paciencia y estar comprometida con ese reto.

Antes de abandonar la lactancia porque crees que no tienes leche suficiente para alimentar a tu bebé busca ayuda profesional y verás que tu si puedes producir leche suficiente para tu bebé. Siempre recuerda que el principio es sencillo: mientras más lactes a tu bebé más leche tendrás. (Otros usos de la leche materna)

3 Síntomas que te indican que tú bebé toma suficiente leche materna

Si tienes leche suficiente 2

  •  Gana peso

Lo primero que te indica que tú bebé está comiendo lo suficiente es que esté aumentando de peso y esto es muy fácil de comprobar. Si tienes dudas de cuánto está comiendo tú bebe y si está comiendo lo suficiente búscate una pesa y pésalo con regularidad. Pesarlo una vez por semana o cada 15 días te da una buena referencia de cómo va su crecimiento 

  • Aguanta suficiente tiempo sin comer:

Desde recién nacido y  hasta aproximadamente los tres meses, el bebé debe poder aguantar de dos a tres horas sin comer. Luego, a medida que va creciendo va aumentando el tiempo que puede pasar sin comer hasta cuatro y cinco horas y comienza a hacer un trecho largo de hasta 8 horas. No te preocupes si no dura las 8 horas, muchos bebés comienzan a aguantar este tiempo una vez que empiezan a comer sólidos.

  •  Hace pupú y pipi con regularidad:

Si  cuando le cambias el pañal está seco o no muy mojado puede ser que no esté comiendo lo suficiente. Si no hace pupú lo más probable es que no te este vaciando completamente el seno, es decir que no se esté comiendo la grasa de la leche, que es la parte espesa de la leche que sale después de la parte mas aguada. Esa grasa es realmente lo que ayuda al bebé a ganar peso. Si el bebe no come la grasa deja de hacer pupú por varias días y cuando trata le cuesta mucho. La grasa, no solo les hace ganar peso, los mantiene lubricado lo que les facilita hacer pupú,

Con lo de hacer o no hacer pupú todos los días tienes que ver bien que es lo que está pasando porque para un bebé que solo se alimenta de leche materna puede ser normal que deje de hacer pupú por varios días. Te explico, si no está haciendo pupú porque no se está comiendo la grasa de la leche debes tomar acciones y dejarlo más tiempo en el pecho o sacarte leche con un tira leches y darle un biberón. De esta forma te aseguras que está también comiendo la grasa. (No abuses del tira leches porque recuerda que la mejor estimulación para la producción de leche es pegarte el bebe).

Ahora, si el bebe se está tomando la grasa de la leche y no está haciendo pupú puede ser que lo que esté pasando es que esté procesando y absorbiendo prácticamente todo la leche que está consumiendo y esté descartando muy poco, por lo que hace pupú solo cada dos o tres días. Esto es completamente normal y por lo general estos bebés se empiezan a regular cuando comienzan a comer sólidos.

Suscríbete a mi blog (RSS | E-mail) y recibirás mis artículos tan pronto los escriba.  Gracias y que pases una felíz semana.

Espero tus comentarios!

Claro que produces suficiente leche

Tagged Under : , , , , ,

Lactancia - Recién nacido

Lactancia - Recién nacido

Una de las cosas más preocupantes para una nueva madre que amamanta a su hijo es estar segura de que tiene leche suficiente para alimentarlo. A la angustia normal de la madre se suman los típicos comentarios como: “se quedó llorando porque no tienes leche suficiente”, “deberías complementarlo con fórmula  porque la tuya lo está dejando con hambre”.

Sabías que solo entre 2 y 5 por ciento de las mujeres pueden estar físicamente incapacitadas para producir leche suficiente para alimentar a sus hijos. Según los especialistas en lactancia, la gran mayoría de los casos de supuesta baja producción de leche no es más que el uso de malas técnicas para pegarse el bebé al pecho y/o falta de buena succión por parte del bebé. También en algunos casos se debe a  la falta de paciencia de la madre de tomarse el tiempo necesario para que el bebé coma lo suficiente.

Todos estos problemas, excepto la falta de paciencia,  se pueden corregir fácilmente con la ayuda de una especialista en lactancia. Si te sientes agobiada y crees que no tienes leche suficiente es importante que busques ayuda. Con la guía y las técnicas de una especialista tu experiencia amamantando debería mejorar rápidamente y ser gratificante para ti y para tu bebé.

Muchas mujeres piensan que su producción de leche es muy baja cuando en verdad no lo es. Esto pasa a menudo cuando pierdes la sensación de tener los pechos llenos, o cuando tus pechos paran de chorrear leche. Sin embargo, estos síntomas son perfectamente comunes y normales y son sólo señales de que tu cuerpo se ha ajustado a los requerimientos alimenticios de tu bebé y está produciendo solo la leche que él/ella necesita.

Es también normal que tu bebé atraviese distintas etapas de crecimiento acelerado. En estos períodos tu bebé necesitará consumir mayor cantidad de leche por lo que tendrás la sensación de que tus pechos están más vacíos de lo normal. No quiere decir que no estés produciendo suficiente.

La producción de leche de una madre también puede disminuir temporalmente si tiene dolor en el pezón y dejas de amantar con frecuencia por el mismo dolor. Recuerda que mientras más pegues a tu bebé al pecho más leche producirás. El uso de malas técnicas para pegarte al bebé al pecho puede, de igual forma,  reducir la producción.

Si  sientes que tu bebé quiere comer más pégatelo al pecho más a menudo. Si empiezas a reforzarlo con leche de fórmula tu producción de leche comenzará a disminuir inmediatamente.

Leche suficiente

Leche suficiente

Lamentablemente hay muchos mitos con respecto a la lactancia y poca ayuda profesional por lo que muchas mamás terminan pasando a la leche de fórmula. Amamantar tiene que ser una experiencia fácil, práctica y fascinante. En caso de que no lo sientas así busca ayuda profesional desde el primer día y verás como cambiará tu vida. No tires la toalla a la primera, ten paciencia, y serás una maestra del pecho. Sólo deja de dar pecho el día que tú realmente sientas que no lo quieres hacer más y no por presión social o por que creas que no tienes suficiente leche o porque no lo estás haciendo bien.

Recuerda que son muy raros los casos de mujeres que no producen leche suficiente para alimentar a sus hijos y más comunes los problemas relacionado con las posiciones correctas para alimentar al bebé. Si igual sientes que no estás produciendo tanta leche como crees que sea necesario para alimentar a tu hijo:

  • Busca ayuda profesional. Por lo general pesan a tu bebé antes y después de comer y puedes saber cuanto comió. Aprende técnicas para pegarte al bebé que te funcione a ti y a él/ella.
  • Alimenta a tu bebé frecuentemente porque de esta manera estimulas la producción de leche.
  • No uses saca leche o tira leche por lo menos hasta las cuatro o seis semanas después del nacimiento de tu bebé
  • Cuando el bebé baje el ritmo de succión ayuda a que baje más leche poniendo tu mano en la parte superior del seno y bájala hacienda presión hacia la zona del pezón para incrementar la circulación de la leche.

Suscríbete a mi blog (RSS | E-mail) y recibirás mis artículos tan pronto los escriba.  Gracias y felíz año para todos. Les deseo un año lleno de paz, felicidad y salud.

Prepárate y edúcate para tener a tu hijo

Tagged Under : , , , , , , , , , ,

Edúcate  y prepárate para tener a tu hijo

Edúcate y prepárate para tener a tu hijo

Nos educamos y preparamos para muchísimas cosas a las que nos enfrentamos en nuestra vida: para una entrevista de trabajo, para una competencia deportiva, para un nuevo empleo, pero pocas, mujeres y hombres, se educan y preparan para la tarea más importante de nuestras vidas: traer al mundo un bebé, educarlo, y darle las herramientas necesarias para tratar de que sea feliz.

Es esencial educarse y prepararse para que situaciones básicas y comunes que atravesamos durante el embarazo, el parto y la crianza de nuestros hijos no nos tomen totalmente desprevenidos. La idea es reaccionar y actuar de la forma que consideramos más inteligente basada en educación y conocimiento, y sí, algo de instinto. 

¿Qué es importante saber antes de tener un hijo?

Es importante, por ejemplo, que sepas que puedes y debes  preparar un plan de parto para traer a tu bebé al mundo de la forma que tú quisieras, que debes  mantenerte informada sobre tu embarazo y tus síntomas para poder entender lo que está pasando contigo y con tu bebé y de esta forma poder tomar tus decisiones de una manera inteligente, manteniendo siempre una comunicación efectiva con tu médico y no dejarte llevar a ciegas por sus recomendaciones.

Es importante que sepas que tienes la posibilidad de exigirle al pediatra que le separara la puesta de vacunas a tu bebé  y que sepas por qué hacerlo. Es importa saber cuales son los beneficios de la leche materna tanto para el bebé como para ti.  No solo sus beneficios alimenticios sino también con respecto a la salud de ambos. 

Es importante que sepas que no sólo es sano si no que es normal que un bebé no duerma toda la noche por un tiempo, que es normal, con un bebé recién nacido, sentirse  agotada y que a veces te provoque salir corriendo, que tu bebé coma a veces bien y a veces no como nada o muy poco, que un bebé puede crecer sano y fuerte sin nunca haber tomado un tetero, biberón o botella y que es posible, y conveniente, alimentarlo solo con leche materna. También es bueno que sepas que es normal para una madre tener miles de preocupaciones y temores y que lo más importante es buscar ayuda cuando creas que la necesitas y confiar en tus instintos y decisiones.

Edúcate para criar a tu hijo

Edúcate para criar a tu hijo

Es importante que nunca supongas que tu bebé no entiende, por más pequeño que sea no lo subestimes. Los bebés saben y entienden mucho más de lo que te imaginas. Es importante hablarle a tu bebé  desde el momento en que nazca y tratarlo de entender con cariño, respeto y mucha paciencia. Es importante explicarle lo que le estás haciendo y porque se lo estás haciendo.  Es importante que él/ella reciba no solo todo tu amor sino también todo tu respeto. 

Es importante saber los beneficios de aplicar una rutina desde que nazca tu bebé. Los beneficios para ti, para él y para el resto de la familia.  

Es importante que sepas que  todas las decisiones con respecto a tu bebé son tus decisiones y no tienes porque, necesariamente, seguir todas las pautas consideradas “la norma” y seguir todos los patrones establecidas por la sociedad, por la conveniencia de los médicos o por la rentabilidad de los sistemas de salud o de las aseguradoras.

Prepárate para esta etapa de tu vida y trata de tomar las mejores decisiones para ti, tu bebé y tu familia basada en educación e información.

Suscríbete a mi blog (RSS | E-mail) y recibirás mis artículos tan pronto los escriba.  Gracias y que pases una felíz semana.

Dormir y comer: buenos hábitos desde el comienzo

Tagged Under : , , , , ,

Bebé Durmiendo

Bebé Durmiendo

Una amiga me comentó un día que cuando tuviera su segundo hijo cambiaría dos cosas en su manera de criarlo: se propondría enseñarlo bien a dormir y a comer porque su hija, ya de tres años, sólo comía comidas licuadas y sólo se podía dormir en compañía de mamá. Cuando me dijo esto yo pensé que prácticamente tendría que cambiar su forma de criar a sus hijos porque estos son algunos de los hábitos más importantes en nuestras vidas.

Estas dos necesidades, dormir y comer, son aspectos fundamentales en la crianza de un bebé y son esenciales por el resto de su vida, así que trata de empezar con buen pie y sobre todo con buenos hábitos. Mientras más temprano empieces con una rutina  y buenos hábitos probablemente más rápido lograrás tus objetivos.

Que un bebé duerma y coma bien no significa que duerma toda la noche y que coma mucho. Por el contrario, el estomago de un bebé es muy pequeño y no es sano que antes de los cuatro, cinco meses duerma toda la noche sin despertarse a comer.

Todo lo que hacemos regularmente se convierte en hábito, si lo que hacemos es positivo se convertirá en un buen hábito,  por el contrario si lo que repetimos constantemente es negativo se convertirá en un mal hábito. Es más fácil empezar con buenos hábitos que tener que cambiarlos más adelante.

Bebé comiendo vegetales

Bebé comiendo vegetales

Buenos hábitos alimenticios desde temprana edad, por lo general, conllevan a una vida sana como adultos. Si tus hábitos alimenticios no son los mejores este es un buen momento para empezar a cambiarlos. Recuerda que tu eres el mejor modelo para tu hijo y el beneficio será para los dos. Algunas sugerencias importantes

  1. Dale solo leche materna hasta los seis meses y una vez que incorpores los alimentos sólidos continúa con la leche materna por lo menos hasta el año.
  2. Los bebés necesitan comer frecuentemente y los niños en edad preescolar necesitan comer una gran variedad de alimentos
  3. Cuando empiece a comer sólidos prepara tu misma su comida y evita comprar las compotas ya hechas. Hacer al vapor vegetales y frutas es muy sencillo.
  4. Incorpóralo rápidamente (8 – 10 meses) a comer la comida que está comiendo el resto de la familia y déjale de prepararle comida especial para bebé.  Dale a probar de todo y ponle en su plato o bandeja un poco de lo que está comiendo el resto de la familia.
  5. No lo limites a un determinando tipo de comida, mientras más variado coma será mucho mejor. Acostúmbralo a probar nuevas texturas y sabores. No lo limites a comidas licuadas hay niños que prefieren variedad de texturas.
  6. Mantén una rutina con las comidas. Lo que quiero decir es que el bebé o niño debe tener horas para comer y debe hacerlo sentado en su sitio para comer. No debe estar picando y merendando todo el día y no debe estar comiendo y jugando o corriendo al mismo tiempo.
  7. Siéntense toda la familia junta a comer en la mesa. El aspecto social de la comida es muy importante y los niños tienden a comer mucho mejor cuando participan de este evento.
  8. Cuando salgas a un restaurante no lo acostumbres a comer la comida que ofrecen en el menú para niños por lo general es terrible y muy poco alimenticio. Pide un plato extra y ponle un poco de cada una de las cosas que están comiendo los que están participando de la comida.

Algunos aspectos importantes en cuanto a la dormida:

  1. Si un bebé duerme el tiempo necesario estará siempre mucho más relajado, de mejor humor y listo para aprender.
  2. Mantenle una rutina. Que sepa que la siesta se hace después de merendar, o después de pasear o después del colegio, cualquier cosa que sea pero que siempre sea igual. Es mucho más fácil para ellos entender que es hora de dormir y están mucho más dispuestos a colaborar. Lo mismo para la dormida en la noche, sigue una rutina.
  3. Respeta las horas de sueño de tu bebé y no lo saques a ir de compras justo cuando  le toca dormir, él estará de mal humor y tu no podrás hacer tus cosas.
  4. Prepara a tu bebé para la hora de dormir. Es decir, antes de acostarlo has cosas tranquilas como leer un cuento, rezar, hablarles en voz baja, apagar las luces. Es necesario crear un ambiente propicio para que se clame y se duerma. Déjale saber que es hora de dormir y que todos en la casa estarán durmiendo.
  5. No lo acostumbres a que se duerma donde sea y con tu presencia, debe dormir siempre en el mismo sitio y debe dormirse por sí solo.

¿Qué prácticas te han funcionado para que tu hijo coma y duerma bien?

Suscríbete al blog (RSS | E-mail) y recibirás mis artículos tan pronto los escriba.  Gracias y que pases una felíz semana.

Tu bebé duerme toda la noche y ahora se está despertando

Tagged Under : , , , ,

Bebé Durmiendo

Bebé Durmiendo

No te extrañes si tu bebé que ya duerme toda la noche de repente empieza a despertarse. Puede ser mamitis o malacrianza, pero si ya dormía toda la noche, lo más probable es que algo como la salida de los dientes o algún otro malestar lo este despertando. Asegúrate de de observar que es lo que le pasa y tratar de ayudarlo para aliviarle su dolor o malestar. El problema con estos períodos es que se pueden convertir en permanentes si no tomamos las precauciones necesarias.

Atiende a tu bebé cuando lo necesite, por fiebre, malestar, dolor de encías o por cualquier otra cosa que consideres que pueda tener. Por varios días podría despertarse por esta situación puntual que le incomoda pero cuando ya estés segura de que se ha curado y de que está bien vuelve a su rutina y a dejarle que se duerma por sí solo si se despierta aún en las noches. Si no paras con este vicio a tiempo seguirá despertándose todas las noches para que mamá venga a calmarlo. A continuación te comento las principales causas por las que un bebé que ya duerma comienza a despertarse. 

Periodo de crecimiento rápido

Bebé Comiendo

Bebé Comiendo

Los períodos de crecimiento acelerado ocurren más o menos a los 10 días, tres semanas, seis semanas, tres meses, seis meses y nueve meses.

Así como la alimentación de un bebe cambia durante los períodos de crecimiento rápido,  la dormida también se ve afectada en estos períodos. Cuando los bebés atraviesan un período de crecimiento acelerado necesitan comer mucho más (consumir más calorías) de lo acostumbrado y para eso se tienen que despertar más a menudo. Se despiertan con hambre y listos para comer. Si esto es lo que está despertando a tu bebé, probablemente cuando se despierte come muy bien y se vuelve a dormir con facilidad. Esto, de despertarse, lo va a hacer por unos cinco a siete días y luego volverá a su ritmo normal.

Una de las cosas que puedes hacer es tratar de alimentarlo con mucha frecuencia durante el día para tratar de alargar las despertadas en la noche, Si tu bebé está atravesando el período de crecimiento rápido de los seis meses, este podría ser el momento de comenzar con los alimentos sólidos que lo van a ayudar a incrementar su ingesta de calorías.

La salida de los dientes

Bebé Dentando

Bebé Dentando

La salida de los dientes es muy dolorosa y esta molestia o dolor hace que los bebés se despierten en la noche. No sólo se despiertan con frecuencia pero les cuesta volver a dormirse por la molestia que sienten. Si esta es la razón por la cual se está despertando tu bebé seguramente lo notarás incomodo y quejón

El comienzo de alguna enfermedad

Cualquier malestar o dolor puede hacer que tu bebé se despierte. Por lo general, el malestar en el cuerpo se siente antes de que algún síntoma de la enfermedad que se está desarrollando sea notorio. Por ejemplo: primero te da malestar de cuerpo y dolor de garganta y luego salen los mocos o la tos. Así sucede con la mayoría de las enfermedades.

Cuando tu bebé se está despertando por esta causa lo vas a notar, quejón, incomodo y lloroso. El llanto de malestar es muy particular, es como un llanto de queja, continuo y en el mismo tono. Te aseguro que pronto lo aprenderás a reconocer. Cuando se despiertan por malestar, además de ponerle o darle algo para aliviarlo, generalmente quieren la compañía de mamá o papá.

Algún cambio en el horario o ambiente.

Cambios en la rutina del bebé o en el ambiente que lo rodea puede ser lo que lo está despertando en la noche. Es normal que cuando te vas de viaje, tienes huéspedes en la casa o lo pones a dormir a una hora diferente de lo usual tu bebé se despierte en las noches. Generalmente los cambios de ambiente o rutina los desajustan

Si tienes cualquier duda o pregunta déjame saber y si quieres compartir tu experiencia con otras mamás, deja tu comentario.

Suscríbete a mi blog (RSS | E-mail) y recibirás mis artículos tan pronto los escriba.  Gracias y que pases una feliz semana!.

Quien Soy

Tagged Under : , , , , , ,

Mi familia

Mi familia

Acerca del Blog

Blog para mamás.com nace por la necesidad de las madres de informarse para tomar decisiones inteligentes relacionadas con el embarazo, el parto y la crianza  y no dejarse llevar, a ciegas, por los estándares establecidos por conveniencia o rentabilidad por ginecólogos,  pediatras,  sistemas de salud y  compañías de seguros. Nuestra premisa es que a nadie la importa tu bebé tanto como a ti y tú lo conoces mejor que nadie.

Blog para mamas.com fue creado con la intención de ofrecer a las madres un espacio serio y profesional para intercambiar ideas y  opiniones sobre nuestras experiencias como madres. Un lugar para expresar todas nuestras dudas, pensamientos, preguntas y comentarios en cuanto a temas relacionados con el embarazo, la maternidad y la crianza. En un espacio creado para la mujer de habla hispana.

Blog para mamás.com plantea temas relacionados con el embarazo, la maternidad y la crianza de los cuales se habla poco o casi nada. Por ejemplo, la necesidad de preparar y presentar a tu ginecólogo un plan de parto para traer a tu bebé al mundo de la forma que tú quieres y sueñas hacerlo, así como yo y tantas mamás lo hemos logrado, inclusive en lugares donde las “normas y las reglas son muy estrictas”. La posibilidad que tienes de exigirle al pediatra que no le ponga a tu bebé cinco y seis  vacunas en una sola visita médica y porque es importante hacerlo. Los múltiples beneficios de la leche materna, que además de ser el mejor alimento para tu bebé, puede ser excelente para destapar la nariz de un bebé congestionado o ayudarle a sanar una conjuntivitis.

Read the rest of this entry »

Lo mejor del Blog

By Dates