Nunca se está preparado para el cambio que significa ser mamá

Tagged Under : , , , , ,

Los cambios que trae la maternidad

Los cambios que trae la maternidad

Una vez que eres mamá tu vida cambia para siempre. Con esto quiero decir, que creo nunca se está realmente preparada para ser madre y para lo que significa el sacrificio de ser mamá.

El nacimiento de un bebé es el acontecimiento que más cambios produce en la vida de una mujer y de una pareja. La sola idea de adaptarse a un tipo de vida muy diferente es perturbadora. Además el nacimiento de un bebé también causa aislamiento. 

Mamá después de los 30

Cada vez más mujeres tienen a sus hijos alrededor de los treinta o más. Cuando alcanzamos esa edad tenemos control en nuestras vidas y cuando nos convertimos en madres perdemos ese control por lo que muchos padres se preguntan; ¿qué hemos hecho?

Probablemente durante toda tu vida tú has sido la prioridad, tus estudios, tu trabajo, tu familia, tus amistades, tu vida social, tu hora de hacer ejercicios, tu hora de descansar etc. Después que nace tu primer hijo/hija todo esto cambia y aunque trates de volver a la “normalidad”, tu vida anterior, lo más pronto posible, es muy difícil. Esta nueva faceta de tu vida, la de ser mamá, es para siempre.

Tu “nuevo trabajo”, el de ser mamá, es una gran responsabilidad, cada decisión que tomes tiene una consecuencia y ya no serás tu la única que sufrirá las consecuencias, bien sean negativas o positivas.

Hoy en día antes de ser padres leemos cantidad de libros, revistas e información en internet que nos habla sobre el embarazo y la tarea de ser madres. Todos estos recursos son valiosos, (mientras más informada estés mejor), pero cuando nace el bebé igual nos sentimos confundidas y agobiadas. Puedes encontrar muchísimas herramientas en diferentes publicaciones pero sin duda, lo que más te servirá es sentirte confiada y tranquila en la práctica de ser mamá. Para sentirte segura debes averiguar que te funciona a tí, al bebé y al resto de la  familia. 

Mamá primeriza

Mamá - Primeriza

Mamá - Primeriza

Una  mamá primeriza tienes muchos miedos y eso es completamente normal. Tener miedo es normal y tú no eres ni serás la única. El miedo se presenta ante tanta incertidumbre y generalmente lo que más nos preocupa es poder satisfacer las necesidades básicas de nuestros bebes. Los temas que más nos atormentan son cosas básicas como: ¿sabré darle de comer?, ¿cómo haré para que coma?, ¿estará comiendo suficiente?, ¿cómo haré para que se duerma? , ¿y si no se duerme?, ¿no se como hacer para que deje de llorar?, ¿será que está respirando?

Para muchas mamás, sobre todo primerizas, quedarse solas por primera vez con sus bebés puede ser un momento angustioso. Generalmente, los primeros días después de dar a luz tienes compañía: tu esposo, tu mamá, tu tía, una hermana, alguien; pero luego ese alguien tiene que volver a su vida diaria y tú te encuentras sola en la casa con tu bebé y sin saber que hacer.

Descansa

Mamá y bebé descansando

Mamá y bebé descansando


Primero que todo trata de resolver una cosa a la vez y solo a medida que se te presente la situación. Es decir, no te preocupes de cómo hacer para dormirlo si ahora esta comiendo, cuando llegue ese momento ya resolverás. Resuelve cada cosa a medida que se te vaya presentando y trata de DESCANSAR cuando el bebé está durmiendo. Mucho del estrés que tenemos es por agotamiento, además de por todos los cambios, entre ellos los hormonales.

Si estas descansada y con la mente despejada probablemente actuarás mucho mejor y más tranquila. En caso de que te sientas muy estresada y sientas que no puedes manejar la situación, pon al bebe en un lugar seguro, sal al aire libre, cierra los ojos  y respira profundo varias veces, esto es una técnica rápida de relajación. Aunque tu bebé esté llorando sin parar no le pasará nada si por unos poco minutos lo dejas sólo y sales al aire libre a tratar de liberar tensiones. 

Las primeras seis semanas son cruciales porque además de que  estás cambiando física y emocionalmente te estás adaptando a tu nueva realidad.  En estas primeras semanas ocuparte de ti y de tu bebé te tomará todo tu tiempo. Eso también es normal, no te sientas inútil o incapaz. Acuérdate que TODO es nuevo para ti y para tu bebé. Cada día que pase te sentirás más segura y como todo en la vida tendrás tus altos y tus bajos, tus días en que te sientas en control de tus capacidades y días en que quieras tirar la toalla. Lo más importante es que siempre busques ayuda o compañía y que tengas muy presente que tú no eres la única que está atravesando por esta etapa. Son períodos comunes por los que todas atravesamos y piensa que todo pasará, tu bebé crecerá y vendrá una nueva etapa.    

Comments:

Post a comment

Lo mejor del Blog

By Dates